La evolución de la cuaresma


Dirección de Comunicación Social, 16/Abril/2014

Boletín Electrónico Informativo 240


*Una retrospectiva de la celebración

 

Pachuca de Soto, Hidalgo.- La cuaresma es una fecha actualmente importante a nivel gastronómico, pero antes de abordar términos culinarios es imprescindible tocar el significado histórico que ésta conlleva.

La palabra “cuaresma” (cuarentena) designa los 40 días en los cuales los cristianos se preparan para celebrar la Resurrección de Jesucristo. Originalmente comienza el domingo, 40 días antes de Pascua. Con el paso del tiempo se le agregaron días sin contar el día de reposo.

Para los religiosos estos son tiempos de reflexión y cambio de mentalidad acerca de la necesidad de una forma de vida positiva. En el siglo IV la cuarentena exigía una fe muy fuerte, ya que consistía en huir de un estilo de vida cómodo y salir a refugiarse en el desierto; con el paso del tiempo esto se atenuó.

La disciplina de la cuaresmase suavizó y las personas comenzaron a poder reconciliarse una vez cumplido el tiempo penitencial. De esta forma  se propagó por toda la Iglesia, y las reglas fueron retomadas pero con algunos cambios.

A partir de la segunda guerra mundial, las prácticas de ayuno total se redujeron de una manera considerable, y hoy, el ayuno es reservado al Miércoles de Ceniza y al Viernes Santo.

El profesor investigador de la Licenciatura en Gastronomíade la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH), chef Atahualpa Robles Piña, menciona que las celebraciones de casamientos se omitían y se imponía el ayuno a todas las personas de 20 a 60 años, esto consistía en hacer una sola comida al día y más tarde una colación por la noche. En ocasiones el ayuno consistía únicamente en pan y agua.

La abstinencia de carne, manteca y huevos, fue formándose hasta los que hoy en día conocemos, donde puede consumirse pescados y mariscos- recalcó.

 

En la actualidad las cenizas, el color morado y la abstinencia a ciertos alimentos son la representación detiemposde reflexión, de penitencia y de conversión espiritual.

 

 

-YaelSajid García Ramírez- Fotografía: Especial


Compartir en: