Cosmetovigilancia necesaria para el cuidado personal


Dirección de Comunicación Social, 28/Diciembre/2017

Boletín Electrónico Informativo 741


Pachuca de Soto, Hidalgo.- En esta época de fiestas, es común obsequiar productos para consentirse y cuidar de nosotros, pero, al hacer las compras de fin de año, es muy importante tener en cuenta  que se debe tener especial cuidado en el uso de esos estos artículos, ya que muchos son para la higiene personal, el cuidado de la piel o cosméticos.

 

Alejandro Zambrano Carrillo, presidente del Comité Central de la Red Latinoamericana de Farmacovigilancia y Tecnovigilancia, en su reciente visita a la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH) exaltó  la importancia de tener cuidado con los productos que usamos para nuestro cuidado, ya que de no hacerlo puede resultar contraproducente. 

 

Explicó que la cosmetovigilancia es la evaluación y seguimiento de los efectos no deseados observados a consecuencia del uso normal o previsible de productos cosméticos, y que el propósito de la Tecnovigilancia es garantizar que los dispositivos médicos disponibles en el mercado funcionen de la manera indicada, conforme a la intención de uso del fabricante. Dijo que es vital considerar estas dos vertientes en la formación de los estudiantes de medicina.

 

Zambrano Carrillo expuso que la situación en el país en cuanto a estos temas avanza lentamente, ya que aunque hay una norma oficial que da garantía a la Tecnovigilancia, en el rubro de la cosmetovigilancia no se cuenta con una regulación, sin embargo, muchas empresas hacen el trabajo de manera interna, monitoreando lo que pasa con sus productos en el mercado. “En México se necesita hablar sobre la seguridad en cosméticos”, señaló.

 

Entre los consejos que el presidente del Comité Central de la Red Latinoamericana de Farmacovigilancia y Tecnovigilancia dio al público, se encuentra el de desechar los productos cosméticos cada 6 meses, entendiendo estos como cremas, bloqueador solar, champús, desodorantes, maquillaje, etcétera. También tirar los envases para evitar el uso ilegal de los mismos. “En caso de tener antecedentes de problemas de la piel, es indispensable consultar a un especialista”, matizó.

 

Además, destacó que hay que ser muy observador en lo que se utiliza. y que siempre es importante ver la etiqueta e investigar sobre los ingredientes que componen el producto, así como evitar su contacto con el sol y el polvo para tener un efecto contrario al deseado.

 

Finalmente, en cuanto al uso de los dispositivos médicos, Zambrano Carrillo subrayó que es de suma importancia que los médicos y personal de enfermería sepan hacer uso de los mismos, o bien se les capacite para ello, además el paciente tiene el deber de informe a su médico si cree o siente que el dispositivo no funciona correctamente.

-Mar Sánchez


Compartir en: