Fontanet Maldonado invita a UAEH a implementar el Proyecto Inocencia


Dirección de Comunicación Social, 27/Febrero/2017

Boletín Electrónico Informativo 126


*Llamó a los estudiantes del ICSHu a no minimizar las condenas de error y a identificar los errores y subsanarlos.

 

Pachuca de Soto, Hidalgo.- El fundador del Proyecto Inocencia de la Universidad de Puerto Rico y especialistas en derecho en materia de la reivindicación de la presunción de inocencia, Julio E. Fontanet Maldonado, dictó  ponencia en el Instituto de Ciencias Sociales y Humanidades (ICSHu) de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH).

 

Ante estudiantes de la licenciatura en Derecho, Fontanet Maldonado los exhortó a trabajar para hacer valer la justicia ante impunidad, e hizo un llamado a las autoridades universitarias para ser la institución pionera en el país que implemente el Proyecto Inocencia.

 

El decano de la Facultad de Derecho de la Universidad Interamericana, invitó a las autoridades de la máxima casa de estudios del estado a adoptar el modelo del Proyecto Justicia, e integrar a la UAEH un centro que pueda proveer representación legal a personas que reclaman su inocencia.

 

Destacó que la base del éxito que tiene el proyecto en Estados Unidos de América se debe a que inició en las facultades de Derecho de las universidades, mismas en las que se concentran “los recursos humanos, la infraestructura, la sensibilidad para hacer justicia, una función ministerial que tiene particularmente en la formación de nuevos abogados”, señaló.

 

Fontanet Maldonado, inició en el 2013 con el proyecto de Justicia Reivindicada en la Facultad de Derecho de la Universidad Interamericana como parte del movimiento de derechos civiles que trabaja en devolver la libertad a personas encarceladas errónea o injustificadamente. Este proyecto comprende una clínica de asistencia legal para estudiantes, en la que se tiene el compromiso firme de adiestrar a jóvenes abogados, luchar por la exoneración de nuestros clientes y mejorar el sistema de justicia en Puerto Rico.

 

Con el objetivo de incentivar el interés de los futuros abogados en trabajar a favor al respeto a la presunción de inocencia, compartió con los presentes su experiencia en un caso en específico: tres personas exentas de culpa pasaron más de 20  años encarcelados y obtuvieron su libertad gracias a la revocación de mecanismos de investigación de poca confiabilidad y a la integración de nuevos métodos probatorios más certeros y precisos como la ley de ADN. “Una de las mayores satisfacciones en mi trabajo ha sido sacara a gente inocente de la cárcel” subrayó.

 

Agregó que para minimizar las condenas error es necesario promover el cambio en el modelo procesal, y tomó como ejemplo el cambio en Estados Unidos en los modelos acusatorios orales de mediación gracias a los que se ha exonerado a más de 300 personas en los últimos dos años ya que se demostró científicamente que eran inocentes.

 

Respecto a los ajustes necesarios en los modelos procesales, externó que ningún sistema penal es perfecto y que siempre hay que considerar su experiencia y sus fallas.

 

En el caso concreto de México, explicó que: “El sistema inquisitivo escrito es un sistema que no necesariamente es respetuoso de las garantías y los derechos de las personas acusadas y que por lo tanto puede propiciar mayores condenas erróneas. En la medida que haya un proceso acusatorio con garantías, oral y mediación pública hace menos probables los errores, en ese sentido la renovación es consistente y se va en la dirección correcta”.   

 

 

Destacó que llevar a los alumnos temas como este es muy significativo particularmente en el nuevo proceso ya que hay que entender la importancia de las garantías, la importancia de las pruebas científicas en el esclarecimiento a los casos criminales: “Inmiscuirse en este proceso les abre los ojos, los inspira y les da la información necesaria para que cuando sean abogados y abogadas puedan implementarla en la dirección correcta”.

Mar Sánchez Fotografía: Carlos Sánchez


Compartir en: