Table of Contents Table of Contents
Previous Page  24-25 / 68 Next Page
Information
Show Menu
Previous Page 24-25 / 68 Next Page
Page Background

22

23

sutil o abiertamente se han transformado para en su lumino-

sidad volverse armoniosos, entre la naturaleza y los seres que

cobija; y en ello no se deja de lado lo fatídico, de los seres soli-

tarios que deambulaban por los desiertos (sólo acompañados

por la fotógrafa). Y la presencia permanente del mar y los

cielos. Mares apacibles, de metálica luminosidad, impetuo-

sos, nunca amenazantes; cielos crepusculares, de nubosida-

des imponentes, borrascosos o tan luminosos como infinitos.

Paisajes, sin duda, que ahora recrean una mirada apacible.

Imágenes sin turbulencia, sin zozobra. Y he ahí también los

objetos dejados al azar, los animales que pueblan sus cuadros

(gatos, caballos, perros, pericos), toda una fauna que habla

de convivencia plena y la cercanía con lo apacible. Ante ello

pareciera que la fotógrafa está de vuelta de muchas vivencias.

Que ha logrado mirar de muchos modos y narrar sus histo-

rias en secuencias de imágenes que de manera particular, y

en conjunto, van creando una cadencia de sensaciones. Que

también quiere decir un saber mirar las esencias de las cosas,

en donde lo fugaz, lo imperceptible por otros, adquiere una

nueva dimensión dentro de la imagen.

Y ella lo vuelve a afirmar: “Todos concebimos el mundo y

le damos un valor a las cosas porque necesitamos un asidero

para vivir. Son las creencias que traemos arrastrando. Unas

son ancestrales, otras tienen que ver con el momento histó-

rico, con la educación, con la clase social, todo lo que hace

crear tu imaginario personal o tus creencias personales. Tu

punto de vista está determinado por tu

background

. Lo que

yo les enseño, lo que trato de trasmitirles [a los alumnos], es

saber que somos unos seres condicionados por un momento

histórico, que estamos llenos de prejuicios, que tenemos ideas

atávicas. La fotografía es una herramienta de conocimiento.

Si tú estás consciente que perteneces a un mundo entonces

tienes la capacidad de cuestionarte todo”. La formación de

Elsa Medina termina por permear a sus imágenes, algo que,

como podemos ver, es evidente.

Lomas de San Antonio, Tijuana, Baja California, 1997

Playas de Tijuana, 1998

Sputnik, Acapulco, Guerrero, 1993

La memoria vital se va acumulando, somos recepción total

del pasado, de nuestra propia historia

* (México, 1961) Curador, doctor en historia del arte, tallerista y

crítico fotográfico especializado. Editor de la revista “Alquimia”,

publicada por SINAFO.